La confianza y la buena fe, ejes centrales de la política pública de México: Heriberto Aguilar

Con el objetivo de fomentar la confianza en los ciudadanos, en su honestidad para lograr el cumplimiento a las diversas leyes de los distintos ámbitos de gobierno, esta tarde la Comisión de Economía, Comercio y Competitividad, aprobó la Ley de Fomento a la Confianza Ciudadana, sostuvo el Diputado Heriberto Aguilar Castillo.

Con el objetivo de fomentar la confianza en los ciudadanos, en su honestidad para lograr el cumplimiento a las diversas leyes de los distintos ámbitos de gobierno, esta tarde la Comisión de Economía, Comercio y Competitividad, aprobó la Ley de Fomento a la Confianza Ciudadana, sostuvo el Diputado Heriberto Aguilar Castillo.
El secretario de la comisión, informó que el espíritu de esta ley es parte de lo que el Presidente ha sostenido: que el pueblo es bueno y en su seno yacen altos valores que se contraponen a la corrupción y la impunidad.
Para el diputado federal por el 04 distrito de Sonora, esta ley busca establecer las bases para la instrumentación de acciones y programas que las dependencias de la Administración Pública Federal deberán implementar para incrementar la confianza ciudadana, otorgando así beneficios y facilidades administrativas relacionadas con la actividad económica que desempeñan las personas físicas y morales.
“Se va a fomentar un entorno de confianza, lo que permitirá que los ciudadanos que cumplan con sus obligaciones legales tengan una disminución burocrática en su quehacer cotidiano, propiciando que el mismo ciudadano identifique aquellos trámites o requisitos innecesarios para su eliminación” afirmó Aguilar Castillo.
El diputado de Morena mencionó que también se elimina la carga económica en la práctica de visitas domiciliarias de inspección, supervisión y verificación, lo que erradica la posibilidad de corrupción y otras prácticas lesivas para la sociedad.
Sostuvo que, de aprobarse en el Pleno en los próximos días, esta Ley permitirá a las diferentes instituciones de la administración pública trabajar para promover la confianza de la ciudadanía en las instituciones públicas y viceversa, pasando de la fiscalización a un sistema fundado en la buena fe.
“Se reconocerá a quienes invierten en el país, se comprometen con su desarrollo y cumplen con sus obligaciones regulatorias y fiscales, otorgándoles beneficios y facilidades administrativas para que puedan ejercer de manera óptima sus actividades económicas”, finalizó

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: