Anuncia AMLO pronta entrada en operaciones de gran termoeléctrica

Ciudad de México, 10 de septiembre de 2020. – El presidente Andrés Manuel López Obrador, anunció hoy la pronta entrada en producción del gigantesco y muy polémico complejo termoeléctrico de Morelos a un costo de 900 millones de dólares.

Ciudad de México, 10 de septiembre de 2020. – El presidente Andrés Manuel López Obrador, anunció hoy la pronta entrada en producción del gigantesco y muy polémico complejo termoeléctrico de Morelos a un costo de 900 millones de dólares.

 

En su conferencia de prensa matutina en el Palacio Nacional, el mandatario recordó que la planta enfrentó muchísimos problemas que condujeron a que la continuación de la obra se sometiera a consulta pública el año pasado y una mayoría de un 60 por ciento de la población de Morelos votó a favor.

 

Sin embargo, surgieron nuevas demandas de opositores al proyecto que fueron solventadas satisfactoriamente para los defensores de la gran obra, las más debatidas el uso de aguas del río Cuautla que supuestamente afectaría las reservas de riego para la agricultura y una posible contaminación.

 

Los estudios científicos y técnicos demostraron todo lo contrario y se pudieron continuar las obras iniciadas en el año 2012 a finales el gobierno de Felipe Calderón (2006-2012) y principios del de Enrique Peña Nieto (2012-2016), quienes nunca la terminaron.

 

Este gobierno se comprometió hacerlo para resolver el problema histórico de Morelos que carece de fuentes propias de energía, y añadió al proyecto otros de desarrollo urbano para beneficiar a los habitantes del estado, y darles garantías de que ni el suministro de agua potable y para la agricultura no se afectaría, ni tampoco del gas.

 

Se trata de dos plantas que generarán 648 megawatts para abastecer totalmente el estado de Morelos y otras localidades aledañas.

 

El Proyecto Integral Morelos, como se denomina, consiste en la construcción de esas dos centrales termoeléctricas en la comunidad de Huexca, un gasoducto de 170 kilómetros aproximadamente que atraviesa los estados de Tlaxcala, Puebla y Morelos, así como infraestructura complementaria, en la zona de influencia del volcán Popocatépetl.

 

Va acompañada de una potabilizadora para depurar y recuperar el agua residual y no haya mermas en el caudal del río Cuautla que se utiliza en la agricultura. Es una obra de una gran envergadura, señaló el mandatario, la cual arrancará a finales de año.

 

El complejo ocuparía solamente las aguas residuales de la planta de tratamiento de Cuautla para generar la electricidad, las cuales son transportadas por un acueducto de 13,2 km de longitud y suministra 245 litros por segundo para mover sus turbinas a vapor, aunque una de ellas trabajará a base de gas el cual llega por el ducto Tlaxcala-Huexca.

 

Tomado de Prensa Latina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: